La pregunta ya es una constante entre lectores y algunos colaboradores (¡incluso hablantes de hebreo!): ¿qué significa la palabra MAKEVET?. Es por esto que llegó la hora de explicar el por qué decidimos ponerle este nombre al magazine.

Martillo de guerra o de armas

Según los diccionarios en hebreo, MAKEVET es una “especie de martillo pesado”, y hay algo de eso. Es simple, MAKEVET significa “martillo de guerra” o “martillo de armas”… “¿simple?, nunca escuche ese término”. Ese martillo era un arma de mano la cual “cuya cabeza de armas fijada a un asta o mango corto siempre se componía de una parte más roma para golpear y otra más afilada (los “petos” o “pinchos”) en forma de pico para estocar”, según Wikipedia. Se usó principalmente durante la Edad Media (aunque no solamente) y un solo golpe hacia falta para destruir por completo cualquier armadura enemiga. Trás los portadores de este martillo de armas, venía la infanteria… y asunto completo.

“Que bueno, ahora sí, está todo claro”. O no tanto. ¿Por qué elegir el nombre de esa herramienta para un Magazine de cultura hebrea? He aquí lo interesante.

Yehuda Hamakavi (יהודה המכבי) fue el lider de la revuelta nacionalista judía que derrotó a los griegos y posibilitó la última autonomía judía antes del moderno Estado de Israel, la cual duro alrededor de cien años (lo que hoy en día recordamos en la festividad de Januca). Existen dos interpretaciones acerca del origen del nombre de su nombre:

  1. El nombre Macabi, מכבי, tiene un origen divino, ya que corresponde a las iniciales de מי כמוך באלים יהוה (“¿Quién como tú, oh Señor, entre los poderosos?”)
  2. El nombre Makavi se escribía originalmente מקבי, que deriva del término מקבת (makevet), sobrenombre otorgado a Yehuda como demostración de su fuerza y valor.

Al elegir el nombre MAKEVET (מקבת) para el magazine, no solo hacemos mención a esa fuerza y valor demostrados durante la revuelta nacionalista judía, sino que damos prioridad a las interpretaciones racionales de las fuentes y de la vida judía por sobre las explicaciones dogmáticas y religiosas.

portadaweb

COMPARTE LA NOTA